La Sábana de Turín, que cubrió el cuerpo de Jesús: La posibilidad de que sea falsa “es nula”

0
41

La Universidad San Dámaso realizó la jornada ‘La Sábana Santa a la luz de la ciencia’.

Redacción (28/04/2021 11:25, Gaudium Press) Harto atrás parece haber quedado la famosa prueba del Carbono 14 divulgada en 1988, que decía que la sábana que los católicos creían había cubierto el cuerpo de Cristo después de su muerte, era una hechura medieval.

Desde esa fecha hasta hoy, son muchos los fundamentos para afirmar que sí es la de Turín la Sábana Santa.

En sentido contrario, acerca de la prueba del Carbono 14, ya se sabe que “el nivel de acierto de esa prueba es del 70 %. [La prueba de 1988] Se hizo en tres laboratorios distintos que dieron cada uno una fecha, con un margen de 200 años entre ellos. No tuvieron en cuenta que si la muestra está contaminada, eso afecta al resultado y puede dar una fecha más reciente”. Son resultados que “no son fiables”.

Es lo que ha afirmado Jorge Manuel Rodríguez Almenar, presidente del Centro Español de Sindonología, en el marco de la jornada La Sábana Santa a la luz de la ciencia, realizada el lunes pasado por el Instituto Superior de Ciencias Religiosas de la Universidad San Dámaso, en Madrid.

Leer también: La Universidad española de San Dámaso organiza seminario sobre la Sábana Santa

La Síndone es uno de los objetos más fascinantes de la historia y posiblemente el más estudiado”, expresó Rodríguez Almenar.

Un tejido magnífico… ¿para un ajusticiado?

Desde una perspectiva estrictamente científica, se encuentra que el Sudario de Turín es una tela “que parece hacer envuelto el cuerpo de un hombre con marcas de haber pasado toda la Pasión de Cristo”. Está hecha de lino puro, “sin mezcla de otros textiles, algo muy importante para un judío. Se trata de algo extraño porque no hay que perder de vista que estamos hablando de un ajusticiado en la cruz, una pena reservada solo a quienes habían cometido un delito muy grave”, dice Rodríguez: claro, a un criminal no se le debería cubrir con un tejido tan especial, a menos que...

Además a los ajusticiados, incluso en muchos lugares hoy, se les mete en una fosa común, sus cuerpos son tratados de manera despreciable. Nada de eso ocurre con el crucificado de la Síndone.

El testimonio del Polen

La ciencia hoy permite adentrarse en el pasado de una reliquia de este tipo de forma fascinante. Por ejemplo, hoy es posible hacer estudios sobre el polen que fue depositado a lo largo del tiempo en la Sábana Santa. Resulta que ese análisis realizado sobre la Síndone, muestra que ella “tuvo que estar en Oriente antes de llegar a Europa”. Se va desmoronando la hipótesis de una falsificación medieval. Pero hay más.

El polen que se encuentra en mayor número en esta reliquia es el de la flor del crisantemo, que es uno de los componentes de los ungüentos usados para enterrar a reyes del S. I, según relata Plinio el Viejo. Eso demuestra que “no estamos ante un enterramiento cualquiera”, dice Rodríguez Almenar. “A Jesús le enterraron personas muy importantes, Nicodemo y José de Arimatea, que le hacen un entierro propio de un rey. Si no es así, ¿cómo se explica entonces ese polen en el tejido?”.

Rodríguez Almenar recordó también la ‘imagen de Edesa’, “muy popular en el Oriente cristiano de los primeros siglos, que incluso se copiaba. En realidad era la Sábana Santa doblada cuatro veces, dejando por fuera la imagen del rostro”. Se conoce que la Sábana Santa estuvo en Constantinopla en la época de la cuarta cruzada, que fue robada y llevada a Atenas, y que de ahí pasó a Europa.

Cuando el profesor Rodríguez Almenar dice que tal vez sea el objeto más estudiado de toda la historia, no está lanzando palabras al aire.

En 1976 la Sábana Santa fue analizada por un equipo de la NASA, que realizó más de 12.000 fotografías científicas. Tras muchas horas de investigación, se encuentra que la sangre ahí sí es sangre, del grupo AB, muy frecuente entre los hebreos. Se halla tejido orgánico de varón. Pero también encuentra algo sorprendente y misterioso: “La imagen no ha sido pintada por ningún pigmento, pero tampoco pueden decir qué es lo que ha formado la imagen que contiene. Desde luego, no ha sido por contacto directo con ningún material”.

Es decir, concluye el presidente del Centro Español de Sindonología “no es un cuadro, no es una pintura, es un lienzo que ha envuelto un cadáver real. La probabilidad de que sea Jesús es astronómica, y de que no lo sea es nula”.

Con información de Alfa y Omega

The post La Sábana de Turín, que cubrió el cuerpo de Jesús: La posibilidad de que sea falsa “es nula” appeared first on Gaudium Press Español.

close
Lo inedito sobre los Evangelios podcast

¡SUSCRÍBETE A NUESTRO BOLETÍN!

¡No enviamos spam! Lee nuestra política de privacidad para más información.

Compartir

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here